En algún momento de todos aquellos años de aprendizaje me di cuenta de que el estilo era la madre del cordero. Por el estilo se diferenciaban los buenos poetas de los malos poetas. Los buenos escritores de los escritores del montón (entonces existían buenos escritores y la industria no había potenciado a los escritores del montón). Y hasta los buenos guionistas de los guionistas mediocres.

Después de mis primeros cuentos, mientras esperaba la respuesta de ND, volví a la novela. Novela de bárbaros que ya no lo eran. Fantasía heroica con un héroe rubio que ya tenía nombre, y por tanto ya existía. Mi amigo Miguel me llamó una tarde, y me dijo que había encontrado, en una marca de equipo deportivo, un nombre cojonudo: Salter. Le pusimos una hache intercalada (la misma hache intercalada que luego tanta gente confundió de sitio), y lo rebauticé Salther. Salther de Khel, entonces. Mi idea inicial era escribir una serie de relatos, al estilo Conan. Pero Conan ya no era mi única influencia: tenía otras dos, más importantes, más serias, más bellas. Por un lado, la serena filosofía de la vida de Hal Foster y su Prince Valiant. Por otro, la no menos serena y poética visión de la civilización sobre la barbarie del injustamente ignorado Robin Wood y su Nippur de Lagash.

Me pasé mucho tiempo rondando las aventuras de Salther, estilizándolas, rompiéndolas, volviendo atrás, rehaciéndolas. Su primer borrador, que inicié entonces, era un remedo de Nippur, del ciclo vital de Nippur, un paseo por gentes y ambientes. Me quedaban todavía resabios de los tebeos españoles: Lodbrod, nombre deformado a partir del padre de Sigrid de Thule. El padre de Yse (que entonces se llamaba Ysa, uno era así de evidente), tenía por nombre Jukun el de la Media Cara, y era pirata, como piratas eran todos los habitantes de Porsanmar, el nombre (taaan evidente) de la isla que luego sería Crisei.

Escribí un buen puñado de páginas seguidas, no crean: la aventura del robo de las manzanas de oro, la llegada a la isla, el cortejo (pero no lo resolví entonces), la aventura de la espada en la torre (me salté la aventura de las sirenas), y me lancé a la paradoja temporal y la historia con Telethusa. La isla que luego sería Eressea, se llamaba entonces Albanta (las evidencias, ya ven). Apenas avancé algo más que la llegada a la ciudad asediada y la presentación de Telethusa.

Estaba escrito todo en tercera persona, por cierto. Pero todavía no había encontrado la música. Empezó a rondarme una idea descabellada: matar al final al personaje. Y, lo que es peor, matarlo ahorcado. Y, todavía peor, escribir la historia no en tercera persona, sino en primera. En muchas primeras personas, una por cada personaje que iba encontrando en su camino. La novela de pronto tuvo un título: La leyenda del Navegante. Pero todavía no tenía forma.

No me extraña, ahora, que decidiera dejar aparcada aquella novela tantos años. No era la primera que abandonaba. Ni sería la última.

En auxilio de aquellas historias largas que nunca era capaz de terminar vendría, curiosamente, no la ciencia ficción, sino el policíaco. Philip Marlowe y Raymond Chandler.

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://crisei.blogalia.com//trackbacks/69838

Comentarios

1
De: Luis F. Mayorgas Fecha: 2011-06-06 16:17

Me alegra que La Leyenda del Navegante encontrara su camino hacia los lectores. Es una novela que leí hace casi quince años ya, y el recuerdo de los detalles se me pierde, pero recuerdo particularmente lo mucho que me gustó la forma en la que estaba construido el final, y como se diferenciaba el estilo en cada uno de los libros. Lástima que no suela releer libros (no por nada, sino porque soy un lector horriblemente lento, hay muchos libros por leer y la vida es muy corta), pero si no, este sería uno.



2
De: RM Fecha: 2011-06-06 17:09

Un placer ya olvidado: releer...



3
De: lektu Fecha: 2011-06-06 17:24

Nunca había oído hablar de "Nippur de Lagash", y no dudo de su calidad, pero el nombre es como llamarse "Madrid de Barcelona". Anda que no podía haber elegido un nombre de héroe que sonase a persona... :-)



4
De: RM Fecha: 2011-06-06 17:30

Hombre, si nos ponemos así: Principe Valiente, Capitán Trueno, Johnny Storm, Dani Futuro...

Las cosas de los tebeos.



5
De: Rafael García Fecha: 2011-06-06 19:40

Es increible lo fuerte que pegó la fantasía heroica en los primeros ochenta tanto en cine(Excalibur, Conan, Tygra) como en la literarura o el comic(el fenómeno editorial que supuso "La Espada Salvaje de Conan"). ME pregunto que motivó ese auge.
Por cierto señor Marín conoce el film "Dragonslayer"?. Aquí por una vez la traducción del título fue para mejor: "El Dragón Del Lago De Fuego". Mucho menos contundente pero mucho más poetico. Un injusto fracaso de taquilla a redescubrir con el mejor dragón de la historia del cine y que aún hoy,30 años después, impresiona(cortesía de la ILM de Lucas)



6
De: Juan M. Fecha: 2011-06-06 19:48

Para más INRI, creo que los derechos de Nippur desde hace tiempo los tiene Norma. y como el que oye llover.



7
De: Antonio Romero Fecha: 2011-06-06 20:28

El auge ochentero de la fantasía heróica fílmica fué la consecuencia última de un movimiento que venía gestándose por lo menos dos décadas atrás, cuando en los USA les dió por redescubrir el pulp y editarlo en formato libro (labor en la que ya estaba Arkham House). Así, se sacaron colecciones de Doc Savage, The Shadow, Conan, etc, etc. Todo este material tiene una gran aceptación entre el ambiente estudiantil (se trata del mismo público, de hecho, que el de los tebeos Marvel). A comienzos de los setenta esa atracción por lo "retro" llega a su cúspide, y provoca, por ejemplo, la (espantosa) cinta de George Pal sobre el Hombre de Bronce (y sus tebeos marvelitas, por supuesto), o las adaptaciones de Poirot, o el Gran Gatsby. También hay que unir, en esos mismos campus universitarios, el creciente éxito de los libros de Tolkien. De hecho, durante todos los setenta estuvo hablándose repetidamente de llevar al cine su trilogía, e incluso el mismísimo Ray Harryhausen llegó a acariciar el proyecto de filma "El hobbit" (también, creo, el Thongor de Lin Carter).



8
De: Antonio Romero Fecha: 2011-06-06 21:10

...Matizo, por si no ha quedado claro: como he dicho, ya había editoriales como Arkham House, dedicadas a rescatar del olvido a escritores cuya obra había permanecido hasta entonces circunscrita a las revistas pulp, caso de Lovecraft, Howard y tantos otros. Pero eran editoriales pequeñas, prácticamente esfuerzos de aficionados. El boom se produjo, claro, cuando las editoriales de grandes recursos fijaron sus ojos sobre estos materiales.



9
De: Rafael García Fecha: 2011-06-06 21:17

Pero el auge de los relatos pulps no lo explica totalmente, porque ni el "pulp" ha de ser sinónimo necesariamente de fantasia heroica ni toda la fantasia heroica a visto la luz en ese formato(Tolkien publicó sus historias en libros, no en revistas de relatos).



10
De: Rafael García Fecha: 2011-06-06 21:26

El caso de "La Espada Salvaje De Conan" es paradigmático: una revista de comics centrada en un único género, y en el que el 95% de las historias o artículos están centrados en el personaje titular, orientada al público adulto y en blanco y negro. Nada de estas características haría presagiar que se convertiría en el título más vendido de la línea Forum de Planeta, por encima incluso de los títulos superheroicos.



11
De: RM Fecha: 2011-06-06 21:32

Tenía una clara ventaja: los entendía cualquiera. No necesitabas un master en continuidad. El lector casual entraba, picaba, y disfrutaba: no necesitaba ser esclavo de ninguna colección.

Me comentaban unos amigos que tenían una librería especializada en Madrid en un barrio, ejem, poco recomendable, que La espada salvaje de Conan era la lectura que compraban las putas.



12
De: RM Fecha: 2011-06-06 21:34

La nostalgia fue general en los setenta: en el cine (se volvió la vista hacia los años treinta: El Padrino, El Gran Gatsby) y la propia historia de Hollywood. Se recuperaron los pulps de Doc Savage, Conan y demás. Y se adaptaron los pulps al comic.

No tiene más misterio que ver cómo hoy se recuperan en Marvel personajes de hace treinta años: no se pueden perder los derechos.



13
De: Antonio Romero Fecha: 2011-06-06 21:35

Expliqué el fenómeno en general: por supuesto que la FH es solo una parte de todos los géneros que abarcan las publicaciones pulp. Pero, de entre esa cantidad de reediciones en formato libro, fué la FH la que mejores resultados editoriales arrojó. Tanto, que en Marvel se plantearon hacer comics basados en alguno de estos persoajes. Fué Conan finalmente el elegido, pero no la única opción que tuvieron en mente (de nuevo, Thongor).



14
De: Antonio Romero Fecha: 2011-06-06 21:38

11: no sé dónde lo he leído ni quién lo ha dicho, pero estoy de acuerdo con el que afirmaba que "La espada salvaje..." era una lectura cuartelera, literalmente. Desde luego es como tú dices, Rafa: aquí no existía el peso de la continuidad que sí tienen los comics de superhéroes...



15
De: RM Fecha: 2011-06-06 21:39

Cuarteles y lupanares, los clientes fijos de La espada salvaje. Ardor guerrero y furor uterino. O the other way round.



16
De: Antonio Romero Fecha: 2011-06-06 22:01

Y hospitales, Rafa. No olvidemos los hospitales... :D



17
De: Rafael García Fecha: 2011-06-06 22:20

.......Y eso que había demasiados números en que el guión venía de manos del insipido Michael Fleisher. De todas las historias de "Conan" que leí de este hombre, solo salvo 3 ó 4 y siendo generoso.
Aún así Forum intentó relanzar "La Espada Salvaje..." a mediado de los 90 y la cosa no pasó de 10 numeros. ¿Qué fue lo que era diferente?. Porque si es por el problema de la continuidad de los supeheroes, en los 90 la cosa estaba peor que nunca.



18
De: Antonio Romero Fecha: 2011-06-06 22:43

Imagino que, como tantas otras cosas, simplemente había pasado su momento. Pérdida de lectores por hartazgo, cansancio. Ten en cuenta que, al poco, la propia Marvel cancelaría el título, así que el problema no era solo de España...



19
De: Antonio Romero Fecha: 2011-06-06 22:48

De todas formas, en este tipo de cuestiones, es mucho más fácil explicar las razones del fracaso que las del éxito: fíjate, por ejemplo, la de décadas de éxito ininterrumpido que lleva "Tex" en Italia, vete tú a saber por qué.



20
De: Rafael García Fecha: 2011-06-06 22:50

Pues una pena, porque la labor de Quique Alcatena en esos números de Conan no está nada mal, a pesar de su incapacidad para dar matices a las expresiones de los personajes(pero eso también le pasaba a Windsor Smith), y a lo irregular de los guiones de Chuck Dixon. Alcatena podía haber sido uno de los grandes dibujates de la historia de los comics de Conan.



21
De: Antonio Romero Fecha: 2011-06-06 23:14

Alcatena es magnífico, sí. Y los guiones de Dixon reflejaban un interesante giro precisamente hacia los orígenes pulp del personaje (de pulp de terror a lo Weird Tales), que habían quedado bastante desdibujados a esas alturas. Desgraciadamente, los cambios llegaron demasiado tarde.



22
De: RM Fecha: 2011-06-06 23:15

Conan es muchos dibujantes... pero un solo guionista.



23
De: Rafael García Fecha: 2011-06-06 23:48

A mi es que algunas cosas que me hace Dixon como ponerme un globo aerostatico en plena era hyrborea(estamos hablando de un invento que surgió a finales del siglo XVIII, eso en la historia de la humanidad es "ayer" y por tanto no casa muy bien con el primitivismo del mundo de Conan).
A mi me parece que es con Thomas con quién los comics tienen más sabor "Pulp", con esas descripciones tan floridas(a veces bordenado lo farragoso), que recuerda al amanerado estilo de los escritores del género. Tiene toda la razón RM, guionista de Conan hay uno. Aunque me gusta alguna historia escrita por Don Kraar, como aquella que era un plagio descarado de "Yojimbo"(o "La Muerte Tenía Un Precio") con Conan actuando de mercenario para dos bandas de contrabandistas de loto negro, a fin de provocar que se destruyan mutuamente.



24
De: MJ Fecha: 2011-06-06 23:55

...la de décadas de éxito ininterrumpido que lleva "Tex" en Italia, vete tú a saber por qué. (19)

> Primero: Tex es un tebeo con un "par de cartucheras bien puestas" Buen guión y un elenco magnífico de dibujantes, entre ellos Giovani Ticci (los veinte primeros años de este dibujante son una maravilla) y aún después sigue siendolo, muy por encima, a mi gusto, de Aurelio Galleppini.

Otra razón: un tomo mensual de Tex de 114p. cuesta 3 euros. los Texones y los Maxi Tex 6 euros. Los Tex Oscar Best Sellers de Mondadori con 300 a 500 páginas 12 euros y los Tex Supermitti de Mondadori de 400 a 500 páginas 9,90 euros.

Más razones...







25
De: MJ Fecha: 2011-06-07 00:12

Otro gran dibujante, nos ha dejado. Frank Frazetta.



26
De: Antonio Romero Fecha: 2011-06-07 00:18

Por si te dió esa impresión, no, no dudaba de la calidad de Tex. Simplemente me hacía la pregunta (incontestable) de qué razones hay para que un producto tenga tanto calado en un país (como Nippur en Argentina). Porque series iguales o mejores no han disfrutado de esa tremenda longevidad.



27
De: Antonio Romero Fecha: 2011-06-07 00:19

25: ocurrió hace ya tiempo, MJ. Hace mucho menos ha fallecido el que él consideraba su más próximo competidor: Jeff Jones.



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.205.210.125 (b2f174e45a)
Comentario