Tres capítulos llevamos ya de la nueva temporada de Doctor Who, una temporada que podemos considerar de tres formas: post-Tennant, post-Russell T. Davies o como la primera temporada de Matt Smith y Steven Moffat.

Es pronto para hacer valoraciones, pero sigue siendo el mismo viejo Doctor de siempre. Smith es bueno, impulsivo, histriónico, y su fisico extraño y sus manierismos aún no del todo desarrollados lo hacen parecer, en efecto, de otro mundo. Todavía tiene que hacerse con el personaje, o hacer que nos olvidemos de David Tennant en muchos de sus gestos, lo cual no es una crítica, porque como Moffat dice por activa y por pasiva, el personaje es el mismo siempre.

La acompañante, bella y moderna, juega con los dados cargados a su favor, y eso puede acabar jugándole a la contra. Amy Pond (y ojo que me temo que el nombre da muchas pistas sobre el arco de esta temporada), es una chica moderna, monísima, pero roba demasiados momentos al Doctor en la resolución de las tramas. Está claro que a estas alturas poner una acompañante sumisa y peligro a rescatar cada semana irritaría no sólo a las feministas de este país que no ven este tipo de programas, pero que de tres episodios vistos sea ella quien en los tres da con la tecla no sirve para revalidar que el Doctor, como Batman, necesita a un acompañante para humanizarse, sino que parece que en ocasiones el Doctor sobra un tanto en lo que se cuenta. El síndrome Wesley Crusher acecha.

Por lo demás, ninguno de los tres episodios es para tirar cohetes. Moffat está todavía jugando con las riendas del programa y entrega dos primeros episodios que son buenos, pero buenos sin más. Detallitos sueltos de genialidad, no bombas creativas devastadoras como nos ha mal acostumbrado: una cosa es ser el guionista estrella de la casa, el que hace dos episodios y queda como Dios, y otra ser además el que tiene que coordinarlo todo y chuparse nueve o diez episodios de una temporada de trece. Moffat ya no tiene que competir con los viejos fans del Doctor y los viejos recuerdos de las series añejas, sino con su inmediato jefe y lanzador de la serie, ese a quien ahora le llueven las críticas, a pesar de haber conseguido poner la serie donde la ha puesto. Este nuevo Doctor, de momento, se mueve en el terreno del fairy, y quizá por eso no nos extrañe que Neil Gaiman vaya a escribir un episodio para la próxima temporada: hay colores y músicas y flush que parecen, quizá impulsado todo por la presencia de Amy Pond (recuerden, por favor, lo que significa su nombre), una puesta al día de los cuentos de hadas. Habrá que esperar a las vampiras de Venecia o a los ángeles sollozantes (el próximo episodio, con guión de Moffat y la aparición de River Song, otra fémina con nombre de agua) para ver si ese tono férico se convierte, como parece, en una fantasía oscura.

El tercer episodio, visto anoche, no cuenta con guión de Moffat, nos trae de vuelta a unos daleks remozados, juega con la historia, hace nuevos guiños a Star Wars (¿es Jack Harness el piloto Danny Boy?), y muestra a un Doctor más nervioso y más implacable que otras veces. Siendo divertido, comete el fallo de empezar muy alto (¡esos daleks de camuflaje terrero sirviendo a Winston Churchill y sirviendo té!), pero acaba muy pronto, de manera algo apresurada y simple, imagino que para regresar con los daleks en el two-parter que terminará la temporada. Los cuarenta y cinco minutos de episodio se consumen en nada, acostumbrados quizá como estamos a la hora de duración de los episodios especiales.

El misterio del arco, la grieta que no se ha cerrado tras la devolución del prisionero cero, es poco sutil, pero hay que reconocer que otros arcos (Bad Wolf, Torchwood, The Master) lo han sido demasiado.

Da la impresión de que Moffat sabe perfectamente a qué está jugando. La curiosidad es cuántos ases tiene guardados bajo la manga.

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://crisei.blogalia.com//trackbacks/66578

Comentarios

1
De: Chema AR Fecha: 2010-04-18 13:40

Perdone mi catetez, pero... ¿que significa Amy Pond?



2
De: RM Fecha: 2010-04-18 14:36

Pond es "estanque". En el primer episodio sale un estanque de patos... si patos.

Estanque que tuvieron que construir en un pueblo donde no hay estanques.

¿Significa "Amy Pond" soy o estoy en el estanque?

Tachín



3
De: Salva Fecha: 2010-04-18 15:03

"I'm a pond"... Interesante.
Bueno, habrá que ver como va evolucionando la serie.
A mi los dos primeros me han parecido un gran arranque para la nueva temporada. No son los mejores de moffatt pero como has dicho, el puesto que tiene ahora no es el de genio puntual que tenía antes. Este último no meha gustado tanto, peor está bien. Y he tenido que ver el Confidential para que me acaben gustando los nuevos Daleks (que son enormes, por cierto)
Estoy deseando como mezclan la semana que viene a las dos criaturas más famosas de Moffat: the weeping angels and River Song.
¡Un saludo!



4
De: Chema AR Fecha: 2010-04-18 15:09

Uoh!

La nueva temporada apunta bien y este "nuevo" Doctor es un poco cabeza de viejo cuerpo de joven (que mala follá tiene el joío) aunque el "Victory of Daleks" además de corto se hace insustancial.

A ver que hay de menú la semana que viene...



5
De: lorus Fecha: 2010-04-18 17:51

Por el momento esta nueva temporada me está gustando, pero no encantando, tengo la sensación de que "falta algo". Pero efectivamente quizás sea demasiado pronto para juzgar; además uno no puede esperar que todos los epis sean un "The girl in the fireplace".

Por cierto, ayer vi el primero de Baker (tengo que mejorar mucho mi inglés) y hay una escena en la que éste rompe un madero y tras correr se hace aoscultar para dar constancia de que se encuentra bien (se ha regenerado y cayó inconsciente). El médico de UNIT no está convencido, entonces el Doctor coge una cuerda, se acerca con lo que parecen intenciones siniestras y... ¡hace que los dos salten a la comba! No pude parar de reir, fantastic!!



6
De: Alfred Fecha: 2010-04-18 18:19

Perdón por el off-topic, Don Rafael, pero es que ayer mismo me terminé "Elemental, querido Chaplin".

Un pastiche holmesiano de lo más agradable y entretenido, sí señor, que sabe ir un paso más allá dentro del tipo postmoderno de relato decimonónico de aventuras en el que se inscribe, ese que tanto gusta de la acumulacion de referencias (muy bien hilvanadas aqui, por otra parte) y de la mezcla de personajes históricos y de ficción, gracias a la acertada elección de su curioso protagonista. Es de agradecer que al abordar una historia de esta clase, tan de moda de un tiempo a esta parte (¡cómo se nota en el libro su querencia por productos como las novelas de Stuart Kaminsky o las televisivas aventuras del joven Indiana Jones!), lograra aportar un elemento relativamente original y novedoso, en fin.

De esa segunda parte que el joven Chaplin (ya menos joven, imagino) iba a protagonizar junto con Charlie Chan... ¿qué se sabe, a todo esto?

Un saludo.




7
De: RM Fecha: 2010-04-18 19:05

Pues que me temo que no la escribiré jamás... como la continuación de ls continuación, etc.

Era un proyecto para cinco novelas, pero...



8
De: Alfred Fecha: 2010-04-18 19:10

Pues es una pena, la verdad. La idea da para una serie bien maja.



9
De: RM Fecha: 2010-04-18 19:15

Con un libro que se salda al año de ser publicado, no se puede hacer una serie. El mercado es así de hijodeputa.



10
De: T.F.C Fecha: 2010-04-19 00:16

Lo único que me gusta de la ropa del nuevo Doctor son los pantalones.

Por cierto, hace tiempo oí que volvían a la dimensión original Rose y su madre ¿Qué se sabe?



11
De: T.F.C Fecha: 2010-04-19 00:19

¿La BBC es inpillable desde Gibraltar, no?



12
De: Cradle_of_Freak Fecha: 2010-04-19 01:52

Visto el primer capi. En contra de lo que decían los agoreros, Matt Smith está de relumbrón, Karen Gillan está BUENÏSISISIMA (y es que a mí me vuelven loco las pelirrojas), y me lo he pasado teta. Puede que no sea uno de los mejores epis de DW que he visto, pero esta serie se las arregla para hacerme feliz hasta con los episodios flojos. Vamos, que preveo una temporada más de amor.



13
De: Uno que pasaba por aquí Fecha: 2010-04-19 07:15

Es lo que tienen las British, que son preciosas:

http://img.photobucket.com/albums/v663/Warlach/n599470019_3137826_5068415.jpg

http://i.dailymail.co.uk/i/pix/2009/05/31/article-1189768-0524F9EC000005DC-448_224x650.jpg

http://i.dailymail.co.uk/i/pix/2009/06/21/article-1194470-056C6432000005DC-578_306x455_popup.jpg



14
De: Chema AR Fecha: 2010-04-19 09:39

Estos epidosios se ven más dinámicos, porque los de RT eran un si pero no.



15
De: THE COMPANION Fecha: 2010-04-19 09:46




16
De: THE COMPANION Fecha: 2010-04-19 09:47




17
De: RM Fecha: 2010-04-19 09:48




18
De: Apático Fecha: 2010-04-19 12:54

Amy Pond es una alegría para la vista y un gran hallazgo para la serie.

Sobre el posible arco argumental sobre Amy Pond, ¿Hay algún dato además de su nombre que haga pensar que Amy Pond no es una chica normal?Por ahí leí (ahora no lo encuentro) un comentario en un blog que parecía indicar que en el primer capítulo de esta temporada había ciertos anacronismos que hacían pensar que Amy Pond no parece pertenecer a la corriente temporal normal. ¿El hecho de que el doctor se encuentre con ella cuando el Tardis está funcionando mal puede tener algo que ver?¿Alguna teoría?



19
De: WWfan! Fecha: 2010-04-19 13:05

A mi me está gustando la actual temporada, es cierto que el tercer episodio ha sido más flojito, pero creo que el nuevo formato de tiempo más "americano" de 40 y pocos minutos le hace mucho bien, pues no hay momento tedioso ni se te hace largo.
Amy Pond es un encanto, aunque la verdad, también lo eran Rose y Marta Jones. De momento Matt Smith, eso sí, no me ha hecho olvidar a Tennant, pero, bueno, espero que sea cuestión de tiempo.



20
De: Ehiztari Fecha: 2010-04-19 17:09

¡Qué injusto es el mundo! TodOs encantados con la nueva companion y las chicas whovians (que también existimos) tenemos que superar la ausencia de David Tennant con Matt Smith, que nunca encabezará ninguna lista de los hombres más atractivos, precisamente. En fins.

No he visto el tercer capítulo, pero con los dos primeros me mantengo a la expectativa. Steven Moffat ha demostrado de sobra que es capaz de verdaderas genialidades, pero aquí, de momento, parece que sólo está tomando posiciones. Son episodios que están bien (por cierto, curiosa su reincidencia en unir historias inquietantes y personajes infantiles), que se dejan ver con agrado, con monstruos tan originales como los smilers..., pero aún no me han producido la sensación de enganche total que tenía con las anteriores temporadas. Será que aún sólo están arrancando motores. O va a ser que echo muchísimo de menos a Tenth.



21
De: WWfan! Fecha: 2010-04-19 17:49

Por cierto, la primera foto no tiene litros de desenfoque (polvo rascadura o similar) de Photoshop ni ná...



22
De: GuajaRs Fecha: 2010-04-19 17:58

De momento Moffat está colocando las piezas del puzle que luego hará encajar en el cierre la temporada. Cada capítulo es "autoconclusivo" en su historia particular pero a su vez da pistas y abre caminos.
Es el mismo modelo que usó Davies en su época, con detalles que quedaban en el aire dos temporadas antes y que culminaban con Donna Noble en el centro de todo. Aunque algunos detalles parecían forzados en ese cierre magistral, funcionaba como una llave a su cerradura.
No me extraña que dicha estructura sea la misma ahora.



23
De: T.F.C Fecha: 2010-04-19 22:52

¡Arg! Y yo sin poder bajar capítulos siquiera-maravillas de acceder a través de una intranet-



24
De: Anónimo Fecha: 2010-04-20 14:19

El hecho de que Amy no recuerde a los Daleks lo mismo es una pista sobre lo que es o pueda ser.



25
De: lauranthalasah Fecha: 2010-04-20 19:32

Apático: En el primer episodio si se mira bien se ve que el chico enfermero, novio-amigo de Amy trae una tarjeta de identificación que dice 1990, pero la tecnología que se usa es del 2010, así que ahí ha de estar el rollo, por eso Amy no recuerda nada, aún no lo ha visto!!!
Espero ayude!



26
De: Cradle_of_Freak Fecha: 2010-04-21 00:17

El tercer capítulo ha sido apoteósico. Igual la culpa la tienen todas esas películas de la Segunda Guerra Mundial que me he tragado, pero ver un escuadrón de Spitfires abalanzarse sobre un platillo Dalek vale un mundo.



27
De: Anónimo Fecha: 2010-04-21 08:27

Un platillo dalek que parece el enterprise. Hsta los disparos azules parece fasers :)



28
De: Juan Fecha: 2010-04-30 12:28

El síndrome Wesley Crusher, perdón por mi ignorancia, pero nunca lo había oído, pero muy muy buena similitud. Si, el chaval que dos de cada tres episodios salvaba al Enterprise... los demás miembros tenía que odiarle, sí jejejejejeje



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.163.168.147 (fe5d1663b0)
Comentario