Cuando éramos niños, creíamos que la esclavitud y los piratas eran algo muy lejano, propio de los libros de historia y las novelas de Mark Twain o de Rafael Sabatini, un par de circunstancias muy feas que se terminaron allá por el siglo diecinueve. Luego, nuestra propia historia de conocedores o protagonistas de emigraciones y, aún más tarde, de ser dolorosos testigos de inmigraciones en pateras o cayucos nos hizo ver que la explotación del hombre por el hombre no tenía ni siquiera, en muchos casos, que molestarse en ser sutil. De un tiempo a esta parte, comprobamos que tampoco El Hombre Enmascarado, criado ex profeso para ello, consiguió erradicar la piratería en el mundo.

Es una de las noticias del momento. En mares remotos y procelosos, al amparo de la geografía y los resquicios de las leyes internacionales, échenles ustedes un galgo, todavía existen grupos de piratas que viven a cuenta de abordajes y secuestros, herederos tardíos del Tigre de Malasia, nietos de Flynn, cambiados los sables y el gato de siete colas por lanchas veloces y subfusiles que, oh, ironía, compran a los gobiernos de la misma gente a la que esquilman y retienen.

Nos ha tocado de cerca en el caso del Alakrana, un berenjenal jurídico y político que tiene a los marineros de rehenes y al mundo occidental, el del buen rollito y la palmadita en la espalda, rendido de rodillas ante grupos sociales que están todavía en el siglo diecisiete. Gente normal, como usted y como yo, a un tris de sufrir en carnes lo que quiera que los piratas modernos consideren hoy un paseo por la plancha; unas familias angustiadas que no saben a quién recurrir; un gobierno que no sabe si hacer uso de la política o de la fuerza; unas medidas judiciales que, te cambio un rehén por otro o no lo cambio, lo único que parece que han conseguido es embrollar todavía más la historia, y el tiempo que pasa y les juega a los desdichados marineros a la contra, en tanto su situación no mejora y, como todos los rehenes que en el mundo han sido, dejan de ser noticia cuando otra catástrofe ocupa las primeras planas de los periódicos.

Lo malo de toda esta historia es que difícilmente tendrá una solución que aguante más allá de este caso concreto. No sólo tienen los marineros las de perder: también las tiene el gobierno, si negocia, porque negocia con quienes en el fondo no son sino unos terroristas con un nombre más romántico; si no negocia y emplea una acción militar como esas que sólo parece que son capaces de hacer americanos y franceses, porque sin duda habrá derramamiento de sangre y ahí se las darán todas desde la oposición y las emisoras de radio, aunque hasta cinco minutos antes estén pidiendo esa medida. Si la cosa se resuelve, como esperamos que se resuelva para que los marineros regresen a casa, nada impedirá que el caso se reproduzca de nuevo, con otros barcos, no importa de qué bandera sean.

En todo este impasse, me parece que se nos escapa la reflexión necesaria. Y es que en este tinglado, por mucho que de niños nos identificáramos con Sandokán, en el fondo nos toca, a occidente, interpretar el papel de James Brook, el rahjá de Sarawak: el malvado administrador impuesto por el capital. O sea, el papel del villano.

Publicado en La Voz de Cádiz el 16-11-2009

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://crisei.blogalia.com//trackbacks/65119

Comentarios

1
De: Ivan Gil Fecha: 2009-11-17 21:58

Pues a mi me recuerdan mas a Conan y sus piratas de la costa negra(y no va por el chiste facil..) Asi que en el fondo me caen mas simpaticos los piratas que los marinos que son complices de la esquilmación de los mares, unos mares que en todo caso les pertenecen mas a esos señores de la guerra hiborios por mucho que se llamen aguas internacionales. Y yo no llamaria terroristas a estos kushitas, pero eso es otro tema...
pd: no os creais una palabra de lo que me caen mas simpaticos, pero es que despues de oir solo euskera en el telediario me he puesto de mal rollo..



2
De: CorsarioHierro Fecha: 2009-11-18 00:14

Con la liberación se quedo desfasado el artículo. ¿Qué decir? Es cierto lo de esquilmar los mares somalíes y que Occidente tiene bastante culpa de la situación de los países subdesarrolados.

Pero también es cierto que antes de Occidente existía la miseria y la explotación del hombre por el hombre. Explotación perpetrada por los que luego se alíaron con Occidente para facilitar la colonización.

También es cierto que lo que empezo con pescadores autoreconvertidos en guardacostas fueron desplazados por exmilicianos y exbandidos(?).

Y por último, a veces, hay que elegir. O ellos o nuestro barco. No hay otra



3
De: RM Fecha: 2009-11-18 08:07

El artículo salió publicado el lunes, cuando todavía era noticia.

El penúltimo párrafo sigue siendo actualidad, como uno ya sabía.



4
De: Mel Fecha: 2009-11-18 12:31

¿"terroristas"?

¿Los atracadores de bancos son "terroristas"? ¿La Mafia es "terrorista"?

Creo que a fuerza de sobreutilizar una palabra, esta acaba perdiendo su significado.



5
De: RM Fecha: 2009-11-18 13:11

Etimológicamente, quien vive del terror. Tenga connotaciones políticas o no, Melchor.



6
De: Mel Fecha: 2009-11-18 13:54

Entonces, Wes Craven es un terrorista, Rafael :P



7
De: RM Fecha: 2009-11-18 14:22

Malo de cojones sí que es en ocasiones.



8
De: jose Fecha: 2009-11-18 17:43

South Park 13x07: Fatbeard.



9
De: Vicente73 Fecha: 2009-11-18 17:58

Supongo que si se demuestra que se han pagado rescates, alguien irá a la carcel ¿no?. Que me corrijan los juristas pero yo creo que eso no está permitido en este país.



10
De: RM Fecha: 2009-11-18 20:11

Que yo sepa, pagar rescate no está penado. Si lo estuviera, sería absurdo: nadie puede decirte en qué te gastas el dinero.

Todos los secuestros terroristas que no han acabado con liberación por parte de la policía, han sido pagando a tocateja.

Otra cosa es que el estado, por medio del gobierno, no negocie o diga que no negocia. Por moralidad y esas cosas.



11
De: Juan Pedrero Fecha: 2009-11-19 23:10

Pagar rescate si es un delito, lo que pasa es que en casos por ejemplo de secuestro de Eta las victimas alegan en el juzgado "miedo insuperable" o algo parecido y se mira para otro lado, como no podía ser de otra manera. En el caso del gobierno, que es un poder del estado, la cosa debería verse de otra manera, ya que se trata de una institución no de una persona física y el miedo insuperable será a perder votos, no a otra cosa. Y como siempre el ZP y los gañanes de su cuadrilla la han vuelto a cagar. Me parece que de esta ya no salen...Que ridículo más espantoso.



12
De: Alfred Fecha: 2009-11-20 01:50

Yo lo que no entiendo es por qué hemos de pagar todos, si es que ha sido el estado el que ha corrido con los gastos, como seguramente habrá pasado, la irresponsabilidad y la avaricia de algunos, y menos aun lo entiendo cuando el pesquero ni siquiera llevaba, según dicen, bandera española.

Por lo que tengo entendido, el barco secuestrado fue alertado por las patrullas de la zona de que no debía adentrarse donde lo hizo, a causa de la abundante presencia de piratas y de que estos habían sido divisados en aquel sector unos días atrás. Si a pesar de eso el barco decidió hacerlo, digo yo que tendría que haber sido bajo su responsabilidad y ateniéndose a las consecuencias, ¿no?

Pero bueno, de que otros paguemos la irresponsabilidad y la avaricia de algunos, para que estos se sigan forrando, va toda la crisis actual, al fin y al cabo, así que en este caso no tenía por qué ser distinto, imagino.

Lo preocupante es el mensaje que constantemente se anda lanzando, con estas situaciones: el crimen, el legal y el moral, pese a lo que siempre quisieron hacernos creer, paga. Vaya que si paga...

Un saludo.




13
De: Dicker Fecha: 2009-11-20 11:09

A mi lo que me preocupa es la inacción o inutilidad manifiesta de nuestro ejército, ejército "profesional".

La culpa de todo esto la tiene sin duda el patrón de la embarcación, que sabe de sobra que está navegando y pescando en aguas fuera de la protección de la operación Atalanta de la OTAN.

No se quién habrá pagado el rescate, pero sin duda debe hacerlo el armador, pero lo que no se es para qué carajo pagamos un ejército profesional, que son incapaces de planear un asalto, hundir un par de barcos, o símplemente planear un abordaje nocturno usando submarinos, como se suele hacer en estos casos.

En cuanto a la bandera del barco...dejando aparte que sean o no vascos nacionalistas, creo que el pabellón del barco es de alguno de estos paises pequeños, Liberia, o Syechelles, que no pagan impuestos y que tienen a su nombre una flota más grande que su población.



14
De: Dicker Fecha: 2009-11-20 11:13

En la segunda guerra mundial los nazis, en el índico, usaban pesqueros, y balleneros en el ártico, a los que reforzaban y les ponían unos cañones de 210 mm (creo) y unos lanza torpedos, y se acercaban como quién no quería la cosa a los barcos aliados (en esa zona eran franceses de Indochina e Ingleses del Empire) y cuando los tenían a tiro, sacaban la bandera nazi, descubrían los cañones y bada bing¡, uy no, badabum.

Como pasaba en Master And Commander.

Que digo yo, podíamos hacer eso y cargarnos algunos piratillas.

Pero todo políticamente correcto.



15
De: RM Fecha: 2009-11-20 13:01

A saber lo que diría la oposición... esté el partido que esté en la oposición.



16
De: Alfred Fecha: 2009-11-20 16:39

"creo que el pabellón del barco es de alguno de estos paises pequeños, Liberia, o Syechelles, que no pagan impuestos y que tienen a su nombre una flota más grande que su población."

Pues a eso iba yo, amigo Dicker; que tiene aun más delito todavía que el estado español haya tenido que sacar la cara por ellos, y solucionarles la papeleta, cuando no se puede decir que ellos hayan cumplido, precisamente, con sus obligaciones de buenos ciudadanos.

Pero como digo, de eso parece ir toda la actual crisis actual, así que tampoco hay mucho de lo que sorprenderse. Habrá que seguir poniendo cara de tonto y soltando la guita.

Un saludo.




Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.159.145.68 (3aab58e3b5)
Comentario