Si Little Nemo in Slumberland es el cómic onírico por excelencia, las inclasificables aventuras de Krazy Kat y sus comparsas son el surrealismo llevado a la expresión definitiva, una obra personalísima sin parangón en la historia de la historieta, casi un comic underground adelantado más de medio siglo a las experimentaciones de la contracultura, pero lanzado desde dentro del sistema y del medio que aún nacía y que podía permitirse ese envidiable proceso de prueba, error y divertimento continuado.


El peculiar tira y afloja entre gato y ratón se iría produciendo a lo largo de varios años como complemento de otra serie del mismo autor, The Dingbat Family, hasta adquirir nomenclatura y serie propias en 1913. Krazy Kat, con el dibujo nervioso y poético de Herriman, es la historia de un equívoco continuado, el amor no correspondido de Krazy por un ratón que la aborrece y que le lanza ladrillos a la cabeza con certera y mortífera puntería. Para colmo de complicaciones temáticas, Krazy interpreta los ladrillazos como actos de amor, y a su vez el ratón, Ignatz, tendrá que sufrir en sus carnes la persecución del oficial Pupp, un perro sabueso enamorado sin esperanza de la gata loca, que naturalmente desprecia olímpicamente ese nuevo amor contra natura. El castigo continuado de Pupp hacia Ignatz se ejemplifica, en bella paradoja, en el encierro en la cárcel por sus fechorías. Una cárcel que, aunque poco pueda hacer para contener dentro al compulsivo ratón, está hecha... de ladrillo.

El rizo surrealista se amplía cuando advertimos que, en esa historia de amores imposibles entre razas diversas nada puede darse por seguro. Porque Krazy Kat puede no ser una gata, sino un gato, o cambiar de pelaje y de color. El desértico paisaje de Coconino County, además, se va alterando de una viñeta para otra, y los fondos, la luna y las estrellas (o lo que quiera que cuelgue del cielo) se van "moviendo" aunque los personajes estén fijos en el suelo, creando un universo propio.

Es una serie extraña, que provoca a partes iguales la risa y el desconcierto. Puede parecer (de hecho lo es) primitiva y ruda en ocasiones, pero también se aprecia lo sofisticado de su puesta en escena, lo arriesgado de sus planteamientos, lo poético y personal de sus relaciones ¿humanas?, cómo agresión y afecto se confunden, cómo la venganza entre unos y otros se tiñe en ocasiones de alegría o de melancolía. Un título exquisito que llegó a durar treinta años entre tiras diarias y dominicales (publicadas éstas al principio en blanco y negro, pues aparecían en los suplementos de los sábados, no de los domingos, antes de pasar por fin a las ligas mayores y ofrecer en el color un nuevo elemento narrativo y surreal). Se da la circunstancia de que Krazy Kat era la tira favorita del empresario William Randolf Hearst, quien personalmente se encargaba de que los periódicos afiliados al título no lo dieran de baja, dado que nunca fue una serie que gozara del reconocimiento popular.

El peculiar estilo con que Herriman hace que sus personajes se expresen dificulta la traducción y la interpretación, pero añade una peculiar soniquete a los acentos que imaginamos en ellos. Herriman fue además pionero en el uso de la letra "k", otro detalle que lo aúna a la contracultura (excepto para referirse al Coconino County) y su forma de reconducir el idioma y salpimentarlo con expresiones propias son sin duda el reflejo de los acentos que Herriman pudiera captar en su entorno.

No es extraño que a la muerte de Herriman nadie fuera capaz de continuar su obra.

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://crisei.blogalia.com//trackbacks/65102

Comentarios

1
De: Nota de Manuel Caldas Fecha: 2009-11-15 10:09

Incluye 42 planchas de “Krazy Kat” en color, restauradas y rotuladas por Manuel Caldas y traducidas por Diego García. La introducción de Álvaro Pons, que escribe: “Krazy Kat es una experiencia sensorial que encandila hoy al espectador como en su día lo hizo a Picasso, Cummings o Kerouak, que veían en estas páginas la cumbre del arte del siglo XX… Déjese llevar y note como puede ver las viñetas, pero también oírlas, olearlas y palparlas. Siéntalas y disfrute de una experiencia sensorial y emocional que sólo puede proporcionar la historieta.”
El álbum incluye un desplegable reproduciendo en color una plancha de “Krazy Kat” al tamaño en que fue dibujada.

Los que quieran pedírmelo directamente a mí, deberán enviarme 10 Euros y nada más. Pero no deben preocuparse con hacerlo, pues yo comprendo como es incómodo hacer transferencias bancarias, además de caro. Para mí es perfectamente natural que prefieran comprarlo en librerías, incluso porque no sufre daños en correos. (Ver información en http://www.manuelcaldas.com)

A los que están esperando “Lance” 3 y se preguntan “por qué hace Manuel Caldas otras cosas en lugar de concluir los proyectos que aún no están concluidos”, les explico: porque, lamentablemente, para sobrevivir no se puede hacer solo lo que más nos gusta. Pero les garantizo: más tarde o más temprano, “Lance” 3 se publicará.
Respecto a “Príncipe Valiente”, lamentablemente también, nada de nuevo puedo decirles después de lo que he dicho en mi comunicado anterior sobre “Tarzan dos Macacos” y “Ferd’nand Retorna”.
Saludos de Manuel Caldas



2
De: Perett Fecha: 2009-11-15 11:59

Otra compra segura al Sr. Caldas, pero una pequeña duda. ¿Por qué se puede publicar esta edición si los derechos de la obra en España son -una vez más- de Planeta?



3
De: Juan Fecha: 2009-11-15 12:15

Qué raro queda lo del "restauro" en la portada. Pero correcto es, desde luego.



4
De: Juan Fecha: 2009-11-15 12:22

He visto muchas veces el comentario de que quizás Krazy sea gata y no gato.¿Por qué nunca se plantea que Ignatz sea "ratona" y no ratón?

Reconozco que he leído muy poco Krazy Cat y a lo mejor no tiene sentido lo que planteo y está clara la masculinidad de Ignatz



5
De: RM Fecha: 2009-11-15 12:41

¿Porque Ignazt es nombre masculino?


Krazy está libre de derechos, me parece.



6
De: sir_eider Fecha: 2009-11-15 13:16

Bueno pues yo que por fin estoy más "boyante" he podido dar mi granito de arena y he encargado en mi FNAC más cercana los dos tomos de Lance, que ya tenía ganas de echarle el guante después de leer esta crítica (no conocía este comic hasta ahora):

http://thewatcher.espacioblog.com/post/2009/05/05/comic-lance-warren-tufts-edicion-manuel-caldas

Me encantan los comics del Oeste, de enano los devoraba como palomitas (y mira que los había malos...)

Espero ansioso el tercer volumen...

p.d.: desde aquí le deseo la mejor de las suerte en su encomiable labor al Sr. Caldas. Ojalá los de Planeta dejen de dar por c... y den permiso de una vez para que se distribuya PV en condiciones en librerías y se puedan así reeditar los números 1 y 2.

Un abrazo



7
De: Cradle_of_Freak Fecha: 2009-11-15 20:16

Hace años leí una sinopsis de este comic en uno de los comics de Cels Piñol y pensaba que era una coña marinera que se había sacado el autor barcelonés de la manga: es imposible, me decía, que un comic de principios del siglo XX tenga un argumento tan absurdo, seguro que va de otra cosa. Sorpresas que se lleva uno, hoyga.



8
De: Rotebor Fecha: 2009-11-16 20:39

Para 4 y 5:
Ignatz es ratón (masculino) porque aparece muchas veces su esposa Rosy y sus hijos; ver las tiras de 1937, agosto 21; octubre 2, 7, 8, 9; y diciembre 2, 16, 17, 18.
Krazy está enamorada de Ignatz, y Ofissa Pup está enamorado de Krazy; evidentemente es una gata (femenina), aunque a veces se confunda, por eso también es crazy (loquita).



9
De: RM Fecha: 2009-11-16 20:45

"Ain´t he sweet?" es una de las frases de Krazy. Ahí usa el masculino para Ignatz.



10
De: Jordi Fecha: 2009-11-18 21:02

La rotulación... La de Planeta (que reconozco que esta bien editada) hace daño a la vista. Sólo por eso ya vale la pena agenciarse la edición del sr. Caldas (que presumo lo hará mucho mejor)
Por cierto, el otro día pillé la nueva edición de Fantagraphics de Príncipe Valiente y esta bastante bien. Y puestos a soñar ¿Que tal estaría una edición de PV con el color de Fantagraphics y la línea de Caldas? ¿La edición definitiva?



11
De: Raponchi Fecha: 2009-11-19 13:33

Llegas tarde Jordi, ojeate otras entradas.



12
De: aagumel Fecha: 2009-11-23 15:34

Ya se puede comprobar en la página de Manuel Caldas lo maravillosa que va a ser esta edición. Again.



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.158.241.232 (e0f34daa1c)
Comentario