La huelga de guionistas de cine y televisión de hace unos meses ha tenido una influencia que quizá no había previsto nadie. Muchas series en antena se vieron obligadas a terminar sus temporadas antes de lo previsto, mientras que otras intentaron capear el temporal trabajando contra reloj antes del paro, y en las menos se notó poco por los huecos de programación que, como aquí, van cavando las finales de liga, los días de acción de gracias y las elecciones presidenciales.

La consecuencia inmediata, lo estamos viendo ya, es que las series se han vuelto más cortas. De un tiempo a esta parte, convencidos del éxito y alargando la fórmula, las temporadas televisivas han llegado a tener 22 episodios de media, en ocasiones hasta 24. Tras la huelga, lo normal es que se contraten once o doce, y algún título (como la reciente Dark Blue) hasta se queda en diez. El peso de la cuchilla es mayor ahora, y los guionistas tienen que ponerse las pilas, no alargar hasta lo indecible situaciones que todos sabíamos no dan para más, olvidarse de episodios de relleno en el arco narrativo y dejar para otros tiempos el viejo truco de pegar un par de quiebros durante la temporada.

Ahora nada asegura nada: un mal share o un mal rating pesan como una losa. Ya han eliminado Life, que no pudo con el hachazo a la continuidad y con el embarazo de la bella co-protagonista, y series muy válidas como la mencionada Dark Blue o la interesantísima Raising the bar (entre nosotros, Ganando el juicio) aún no tienen asegurado su futuro.

También empieza a tenerlo crudo nuestro Joss Whedon. Se salvó por los pelos con la primera temporada de Dollhouse, que nunca ha tenido unas audiencias para tirar cohetes, que no está arrasando en DVD como las otras series del autor, y que consiguió in extremis renovar la temporada a base de recortes en el presupuesto y con la promesa de dejar los episodios autoconclusivos y buscar eso donde Whedon siempre ha sido un maestro: el arco.

Iniciada la segunda temporada, vemos que Whedon no ha aprendido la lección. O es la Duskhu, productora a fin de cuentas, quien sigue erre que erre con la serie convertida en su vehículo privado. Se nota en la nueva presentación, donde su personaje de Echo domina ahora toda la entradilla. El primero de los episodios, escrito por el propio Whedon, obvia ese "Days of Future Past" no emitido que era el episodio "Epitaph", y el segundo es... directamente olvidable. La continuidad entre capítulos apenas se esboza en la presentación del equivalente al senador Kelly de turno (interpretado por un viejo conocido de la escudería Whedon, Alexis Denisoff, Wesley), la serie acaba de perder a su mejor activo (all pun intended) con la marcha a otra serie de la bellísima Amy Acker, que es la mejor actriz con diferencia de todo el reparto, y los fans esperan como agua de mayo que aparezca Summer Glau a ver si se levanta un poco la cosa.

Ya se dice que no llegará a completar la temporada. Es muy posible, me temo. La serie, que podría ser trepidante, divertida, adulta (ahora se esbozan apenas los temas sexuales de las muñecas y muñecos, cuando la misma situación pide a gritos algo un pelín más explícito), sigue siendo morosa y aburrida. No tiene sentido a estas alturas del desarrollo de la trama que se juegue a que el espectador no sepa qué hace Echo convertida en mamá lactante, cuando se adivina a las primeras de cambio, igual que es absurdo no aprovechar todo el plantel de secundarios y alterar cada semana los activos en liza y no centrarlo todo en Eliza Duskhu, que sigue siendo una señora de tronío pero que como actriz es limitadita y parece creer que todos los personajes que interpreta tienen un registro parecido.

Será una pena si Dollhouse vuelve a fracasar, porque tiene una de las premisas más inteligentes y más inquietantes que hemos visto en mucho tiempo.

Si Whedon consigue remontar las trampas en las que se ha metido, obviamente, su labor tendrá muchísimo más mérito. Suerte, en todo caso. Ahí estaremos.

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://crisei.blogalia.com//trackbacks/64707

Comentarios

1
De: Antoine Fecha: 2009-10-06 12:50

Sea por lo que sea, lo cierto es que la serie no termina de arrancar, a pesar de apuntes de genío de Whedon (Man on the street, Ephithaf one),de momento, teniendo ya los mismos episodios que Firefly, no le llega a la suela del zapato.

No digamos ya a Buffy o Angel.

Pero sería interesante poder llegar a ver a River o Wesley, o al coronel Thigh de Galactica,pero vistas las audiencias...



2
De: guevillos Fecha: 2009-10-06 12:57

algun comentario sobre "la nueva galactica", stargate universe?



3
De: Lord-D Fecha: 2009-10-06 13:57

¡Muy interesante este post! Es curioso que no haya visto a nadie más hablar de los palos de ciego que está dando Dollhouse. Lo del episodio dos es de juzgado de guardia. El guión está hecho como si no supiéramos que Echo es un activo: no podemos generar empatía alguna con la "madre" si sabemos que no es tal.

Pero, a mi, lo que me parece más curioso es que dos series de Fox, Dollhouse y Fringe, tengan síndromes similares respecto a la continuidad de tramas horizontales: aparecen, desaparecen, avanzan durante dos capítulos, luego se ignoran. En Fringe, han llegado a obviar información dada y la han vuelto a repetir. En Dollhouse, se nos recuerda lo mismo una y otra vez, y el ignorado capítulo 13, parece que sea una especie de "previews", en plan, eh fans, dadle caña a la cadena que esto es lo que en realidad he pretendido contar.

A mi, perdón por la expresión, me están jodiendo dos series que deberían encantarme.

Lord-D
www.esunalocuraperopodriafuncionar.com



4
De: Alfredo Fecha: 2009-10-06 14:08

Amy Acker... pues sí, que si no está la cosa pierde bastante. Y el s02e02... directamente malo.



5
De: WWfan! Fecha: 2009-10-06 20:56

Que la cancelen. Es aburridísima.

Le di la primera temporada por ser Whedon y sí, hubo un par de episodios dignos, pero vamos, si eso lo escribiera Manolito Pérez ninguno hubiéramos depositado tanta confianza y esperanza en que pudiera funcionar...

Prefiero verlo guionizando Astonishing X-Men que continuando con este coñazo.



6
De: Mt Fecha: 2009-10-06 21:01

Lo cierto es que la huelga de guionistas fue lo mejor que le podía haber pasado al negocio de las series comerciales (otras, como THE WIRE, no necesitaban ese tipo de estímulos externos). Lo he notado mucho este verano viendo PERDIDOS: las temporadas 2 y 3 rozaban lo insultante en su alargamiento artificial de situaciones y enigmas. Y de repente, en la cuarta, en plena huelga, la cosa por fin recupera cierto ritmo, el número de capítulos se reduce a la mitad y de nuevo parece que realmente tienen algo que contar. Y en la quinta, quizá intentando evitar otro problema semejante, la serie por fin avanza a velocidad de vértigo ofreciendo alguno de los mejores capítulos de toda la serie.



7
De: Antoine Fecha: 2009-10-06 22:34

A mi los X men de Whedon no me han gustado mucho, está por encima de la media de los mutantes, pero fue una vuelta atrás tras el giro que les dío Morroson.



8
De: El Hombre Verde Fecha: 2009-10-07 11:17

No he podido evitar la sonrisa cuando (y perdón por el off-topic) he visto la foto puzzle de Rafa arriba a la derecha mirando de reojo al trasero (muy bien puesto, todo sea dicho) de la muchacha desnuda.

Si es que el que tuvo...



9
De: Toni Fecha: 2009-10-07 13:05

No he podido ver nada de esta serie... pero más o menos casi todo el mundo me dice lo mismo, que tampoco me he perdido nada del otro mundo.
Una pena veniendo de quien viene.

Por cierto, ayer en cuatro empezó Flashforward de la que hablaste hace algún tiempo... y me gustó bastante, pero no tanto como me había esperado.
Y una de las cosas que me chirría es el prota.



10
De: RM Fecha: 2009-10-07 19:47

Sorry, Pili: he borrado tu comentario sin querer... y sin haberlo leído.



11
De: Ivan Gil Fecha: 2009-10-07 21:42

Yo opino que las series actuales y sus guionistas padecen del mismo mal que la República Romana...son victimas de su propio éxito



12
De: PiliBaena Fecha: 2009-10-07 23:17

Había puesto esto:

Que le de a Echo un jamacuco (por muy bien que me caiga Eliza) y que pongan de protagonista a Amy Acker



13
De: albertof Fecha: 2009-10-08 14:09

Pues a mi esta serie me gustó lo suficiente desde el principio, pero si que es verdad que es en su segunda mitad cuando empieza a despuntar, es una lástima que ahora en esta 2T vuelva a sus principios por todo lo que comentáis y que una serie que da lo mejor de si cuando se vuelve coral (como casi todas) se centre en un solo personaje que curiosamente me resulta menos atractivo que el resto. Aún así y si el bajón no es muy considerable la veré hasta el final que desgraciadamente parece estar mucho más cerca que hace un par de meses cuando vi el Epitaph one



14
De: Antoine Fecha: 2009-10-08 14:13

Supongo que lo ideal es encontrar un equilibrio entre el arco narrativo y el caso de la semana, así fueron Buffy y Ángel (excepto en la cuarta)



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.224.121.67 (1c765f6b79)
Comentario
¿Cuánto es: mil + uno?