2004-10-18

346. ESCALOFRÍOS

Tanto suspirar, que venga el frío, que venga el frío. Y, claro, no nos acordamos, sofocaos por los calores, de lo que viene indisociablemente de la mano del frío. El resfriado.

La leche joía, ando desde el sábado con la nariz como si la tuviera pillada con una pinza, moqueando como el Alien pero por el canalillo izquierdo, y con la cabeza algo tarumba (cosa que en mí se nota poco, claro).

Y no soy yo solo: Hoy en clase andaba todo el mundo ya perfectamente pertrechado de klínex, y se oían toses y estornudos.

Porque lo malo, desde luego, es que hace a la vez frío y calor, que aquí abajo uno no sabe qué ropa ponerse o quitarse, si abrigarse mucho o poco, y los que salen ganando son las farmacias.

Ya me he aprovisionado de los convenientes mucolíticos, de aspirinas efervescentes y de pastillitas para la tos. Les dejo, que me toca la medicación de después del almuerzo.

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://crisei.blogalia.com//trackbacks/22296

Comentarios

Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.224.158.39 (c51c4485ac)
Comentario