Empieza hoy en la Estación de Francia, si los datos no me engañan y mi sentido del tiempo, desde que estoy pachucho, no me juega la trastada de confundir los días, el Saló (o Salón) del Cómic de Barcelona. O sea, la feria del tebeo más popular que hay en España.

Mis impresiones sobre el Saló (o Salón) son contrapuestas. Por un lado, es bueno que la cultura de la historieta se aglutine al menos una vez al año (y son más de una, por fortuna). Por otro, me parece que se pierde una oportunidad de oro y diamantes para llegar más allá.

Me explico: cuando yo era un chavalín y veía en los viejos números de Comics Camp, Comics In, de Bang! o de Sunday las reseñas de lo bien que se lo pasaba todo el mundo en los salones de Lucca o Angouleme, me corroía la envidia: yo también quería estar allí, mano a mano con los maestros del cómic que admiraba y aún admiro. Yo quería verlos hablar, escribir, dibujar, tomar una copa con ellos como se las tomaba Mariano Ayuso, aprender, aprender siempre. Pero en España, ay, esas cosas no existían, no existieron hasta mucho después, cuando la eclosión de la historieta en la Transición dichosa, cuando uno estaba estudiando y no podía desplazarse a Barcelona y cuando, más tarde, trabajaba y no podía precisamente por el trabajo.

He ido tres veces al Saló (o Salón) de Barcelona. La primera, de curioso, o sea de lector de a pie, de friki, si ustedes quieren. Las otras dos, como invitado por Planeta de Agostini (me invitaron una cuarta vez pero no pude ir porque estaba, como ahora, con un cólico nefrítico que me postraba: eso parece que fue el punto final de mis quince segundos de gloria salonera, y de un tiempo a esta parte ya ni me piden artículos para sus tebeos, habré entrado en alguna lista negra). Y, bueno, se ve distinto desde dentro y desde fuera. Y podría ser distinto, y mejor, desde dentro y desde fuera, por supuesto.

Porque se prima el cachondeo y lo novedoso y el chavalerío y el compadreo, y sobre todo la venta de tebeos. Pero para mí (o por lo menos desde mi experiencia personal) que falta algo más: una relación seria entre lectores y creadores; conferencias de los propios dibujantes y guionistas, o de los críticos, en vez de tanta sesión de dibujines y firmas; que las editoriales hagan algo más que soportar con una sonrisita disciplente y mirando el reloj las ilusiones de los chavales que llegan con las carpetas repletas de dibujos y de sueños; que esas mismas editoriales contacten en serio con los profesionales de la cosa, que de esta reunión anual salgan contratos, proyectos, acuerdos. En mi caso, ya digo, nunca ha sido así (pero, insisto, yo en el mundo de la historieta soy menos que nadie), pero ya quisiera el Saló (o Salón) del Cómic de Barcelona tener, al menos, la calidad y el cariño con el que se organizan las HispaCones, donde hay cachondeo, hay novedades, hay ponencias serias y salen proyectos y se ultiman acuerdos y se produce ese necesario encuentro, desde el respeto y la admiración y la necesidad, entre los que escriben y los que leen.

El Saló (o Salón) es una feria de novedades. O sea, una feria del tebeo a lo bestia, un expositor tras otro expositor. Eso tiene, insisto, cosas buenas y cosas malas: presentar todo de sopetón tiene un efecto inquietante para el público comprador, que lo nota en el bolsillo. Y, a la larga, en la carrera para inundar el mercado quien se resiente es la pequeña editorial independiente, que se ahoga por el empuje de las grandes.

Está bien que se potencie la chavalería, el frikismo, el tebeo como acto lúdico. Pero también habría que potenciar la serenidad, la reflexión, el respeto a la historieta como forma artística y de expresión validísima y única de nuestro tiempo. El Saló (o Salón) tiene que ser para todos los públicos y, también, para todos los gustos, desde el que solo lee mangas (pobrecito) al que se pirra por una edición facsímil de un tebeo apaisado de posguerra, desde el que soporta horas y horas en cola para que su dibujante del alma le haga un dibujito apresurado al que tiene que llevarse el carrito de la compra para no deslomarse con el peso de tanto tebeo y tanto álbum.

Como siempre, lo mejor del Saló (o los Salones) será el reencuentro con los amigos y el poder tomarte unas cañas y hablar de cualquier chorrada que te pase por la cabeza, no sólo de tebeos.

Otro año más me quedaré aquí. Los tebeos, los que me interesen, los iré comprando según vayan siendo distribuidos: ese peso que me ahorro en la maleta. Si van ustedes, que lo pasen bien, que conozcan gente, que se diviertan y, sobre todo, siempre, que aprendan.

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://crisei.blogalia.com//trackbacks/18327

Comentarios

1
De: diego hervás Fecha: 2004-05-06 09:49

Hace varios años que no voy al salón, esperemos que el año que viene pueda ir ya que me gusta el ambiente y la posibilidad de llevarte algún recuerdo de tus autores favoritos, porque los que es comprarse todas las novedades, como antaño, viene a ser imposible por la gran cantidad de ellas y los precios actuales.

Por otro lado, comentar que a uno de esos salones a los que yo fui coincide con alguno de los que tu estuviste por allí y conservo ejemplares firmados por los autores de Iberia Inc. y algunos dibujitos de ese pedassso de monstruo que es Merino.



2
De: Vicente73 Fecha: 2004-05-06 11:01

Muy bien (o molt be) el articulito...



3
De: RPB Fecha: 2004-05-06 14:28

Rafa, ¿tú votas los PicADLO!? Estuve leyendo las candidaturas, y me he acojonadooo... Y es que ha llovido mucho desde el Spiderman negro.



4
De: RM Fecha: 2004-05-06 14:56

No, no voto. Si no voto en unas elecciones generales, imagínate tú en unos premios cainitas :)



5
De: Victor Hugo Fecha: 2004-05-06 16:09

Sólo fui al Salon una vez, en el 2002.Un sábado. Cogí un avíón por la mañana y volví por la tarde. Cómo llovió. Habían goteras y se tuvo que cancelar la exposición de Spiderman (qué rabia)y cómo la había dejado para el final, me quedé sin verla. Había un buen ambiente.Y sí, vi aun tío con el carrito de la compra, qué gracia. También había un chaval con el pelo azul y traje intentado vender un fanzine a gritos como si fuera un predicador al aire libre. Conocidos para mi sólo vi a Ibañez y a Cels Piñol. Pillé varios ejemplares de tebeos(Patrulla-X 4, Nuevos Titanes 3 y cosas así) que en mi isla no encontraría, por aquel entonces. Ahora creo que sí, porque estamos haciendo firetas cada 4 o 5 meses. Lo ideal es poder ir todos los días, llevarse el bocata y poder vivirlo al máximo con los amigos.



6
De: Sherlock Hawkes Fecha: 2004-05-06 16:20

RM, a ver si un día nos deleitas con alguna disertación ensayística de consejos de cara a los nuevos escritores. Chau ;P

"Lágrimas de luz" está GENIAL. No obstante (sólo es mi opinión personal) el título me resulta cursi. Cosas de gustos...



7
De: RM Fecha: 2004-05-06 16:22

El título me costó más sangre que el libro mismo. Pero no es malo, creo. Si lo traduces al inglés, hace hasta un juego de palabras.

Para escribir solo hay dos consejos: Uno, lee. Dos, escribe.



8
De: RPB Fecha: 2004-05-06 19:15

Espero que no te refieras a las de elegir gobierno... :-P

Por cierto, ¿quién es ese señor que aparece junto al título de este blog? ;-D



9
De: RM Fecha: 2004-05-06 19:19

Calla, que estoy en pleno ego trip :)



10
De: JLRincon Fecha: 2004-05-06 19:42

El Saló de Barcelona ES UN MOJON.
Es como un Corte Inglés donde tienes que pagar al entrar, para conseguir los tebeos que si tienes paciencia, pillarás a la semana o semana y media en la tienda de tebeos más cercana.
Donde te ningunean si vas intentando mostrar tus obras.
Donde haces colas de 2 horas para que te firme un ejemplar Agapito Gómez.
Si es el autor HOT de turno, ni tan siquiera te lo plantees. La cola se cortará antes de que puedas oler si quiera al autor.
La gente está hastiada de tanto bullicio y te ignora.
El único reclamo interesante es ver mil novedades y si escuchas las ruedas de presentación, lo mismo, tienes suerte y te regalan un ejemplar.
Ves a 3 gilipollas vestido de superhéroe o en plan manga. Precisamente esos 3 gilipollas son los que sacan la Tele y damos una imagen penosa al resto de los mortales.

Vamos, que donde esté Avilés que se quite Barcelona.



11
De: Alfonso Fecha: 2004-05-06 19:53

Nada sobre este post, pero me ha dado un pasmo al verte en la nueva carátula de presentación.
ARGGGGGGGGGGGGGGGGG :)



12
De: RM Fecha: 2004-05-06 20:04

Mucha envidia es lo que hay :P



13
De: Anónimo Fecha: 2004-05-06 20:42

Light tears? Donde esta el juego?



14
De: RM Fecha: 2004-05-06 20:45

con Light years.

(vamos, tampoco es que a Shakespeare le diera envidia)



15
De: RPB Fecha: 2004-05-06 21:20

Ay, qué pillín. Has puesto una foto en la que sales más favorecido :D



16
De: RM Fecha: 2004-05-06 21:51

Es más reciente que la otra, además :)



17
De: RPB Fecha: 2004-05-06 22:05

Pues tienes muy buen aspecto (no habrás estado tirando de PhotoShop, ¿verdad?), aunque ahora no sale la foto.



18
De: RM Fecha: 2004-05-06 22:06

Es que el negro me favorece. :)


La foto es de octubre pasado, cuando perdí kilos. He ganado alguno desde entonces, pero en general me mantengo :P



19
De: Alex Werden Fecha: 2004-05-07 13:53

espero que vayan a mejor tus riñones. En cuanto a tu artículo de hoy, de nuevo te tengo que dar la razón. Más mercantilistas y vacios han sido los de Granada, (aunque el último me lo he perdido, que conste).

supongo que no es una cuestión de tamaño de los eventos, sino de hacerse en un lugar donde se produzcan comics indigenas y el grueso no sea importación.

Tenemos editoriales patrias que arriesgan (que ya es riesgo publicar hispano, por eminencia que sea el autor), pero famélicas como están a pocos van a fichar; la única vertiente interesante de las jornadas y salones son los entornos fanzineros, y a los que siempre animo, pregunto y le dedico más tiempo. El aficionado movilizado y creador es el corazón y el motor de estos actos. El resto es farándula y punto de venta, no hay mas misterio.



20
De: Jesús Parker Fecha: 2004-05-08 09:38

Rafa, no veo la foto :P



21
De: xp Fecha: 2004-05-09 07:03

Los picADLO son unos premios de risa, a lo cabroncete, con muy mala lecha; irónicos... pero ¿cainitas?. No sé.

De todas maneras, muy de acuerdo con lo de que se debería fomentar la relación futuro autor-editor.

Después de muchos años leyendo tebeos, sólo ahora me doy cuenta, cuando realmente lo intento, de lo difícil que es sacar adelante un proyecto siendo un novel, un "don nadie".

Me da a mi, y es solo una impresión en absoluto respaldada por hechos o experiencia, que en USA las cosas son diferentes.



22
De: roger Fecha: 2004-05-10 19:39

Soy de los que a mis 40 tacos mantengo casi intactos mi ilusión por leer tebeos.Ahora sabiendo buscar hay muy buenas opciones para pasar un buen rato.
Para mí la clave está en no buscar obras maestras, ni algo novedoso. Busco entretenimiento y si hay genialidades o auténticas sorpresas , entonces mejor.



23
De: roger Fecha: 2004-05-10 19:52

Ahora el plus lo dan las revistas de información y los salones que nos dan un contacto directo con los autores y editores del medio.Internet y los salones nos juntan y separan a partes iguales , pero te hace ver que no somos bichos raros y que es tan lícito como cualquier otra afición.
Este año las cosas han ido muy bien el rencuentro con viejos conocidos , la gente nueva que se va incorporando y sobre todo los autores mas accesibles y dispuestos que nunca y un buen trato d4e los organizadores de firmas en todos los stands.
The artist, se disculpo por no haber traido elencargo , que me gestionaste y
me dijo que no me preocopara , que me lo mandaría a casa, ya que ese día tenía una agenda, muy apretada y yo tenía que regresar a mi Pamplona natal.
Así que espero con impaciencia el que encuentre ese huequito y me haga feliz.
Sé que eresreacio pero espero que pronto
puedas seguir aportando tus edeas al mundo de los comics.



24
De: marilou Fecha: 2005-03-15 12:49

dibujais muy bien , quisiera dibujar tanbien



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.158.25.146 (cb0b53f212)
Comentario